• LUNES,  18 JUNIO DE 2018

Columnistas  |  13 enero de 2018  |  12:00 AM |  Escrito por: Manuela Arango

Tu cuerpo te lo agradecerá

0 Comentarios

Manuela Arango

En ocasiones anteriores hemos hablado sobre la importancia de llevar una alimentación limpia y crear hábitos saludables a largo plazo por todos los beneficios positivos que tiene en nuestra salud y vida. Pero para saber con más precisión lo que es una buena alimentación es fundamental conocer los alimentos que representan un riesgo para nuestra salud y así entender porque es clave evitarlos en lo posible. A continuación algunos ejemplos de estos alimentos:

Gaseosas y refrescos artificiales: Estas bebidas contienen una gran cantidad de azúcar, una gaseosa tamaño personal contiene aproximadamente 10 cucharadas de azúcar lo cual aumenta el riesgo de desarrollar diabetes y obesidad a largo plazo, además acelera el envejecimiento celular, sin olvidar que el azúcar y el acido que contiene dañan el esmalte de los dientes.

Fritos: Estos alimentos tienen un alto contenido de grasa, los cuales aumentan los niveles de colesterol, taponan las arterias ocasionando problemas cardiovasculares, su proceso digestivo es mucho mas largo y complicado, además contribuyen a la obesidad y no nos permite lograr los resultados físicos que deseamos ver en nuestro cuerpo por los depósitos de grasa que se acumulan.

Embutidos: Según un estudio publicado por la revista científica BMC Medicine hay una relación muy alta entre el consumo de embutidos y el cáncer, las enfermedades cardiovascular y la muerte prematura. Estos alimentos son una fuente de grasas saturadas, toxinas y calorías. Son de difícil digestión, causan malestares estomacales y obesidad. Dentro de estos alimentos se encuentran los jamones, salchichas, chorizos, etc.

Comida chatarra/Alimentos procesados: Son los alimentos que tienen un alto contenido calórico y un contenido nutricional muy bajo, están compuestos principalmente por grasas y azucares. Estos alimentos tienen un contenido muy bajo en fibra, dificultando la digestión y provocando problemas de estreñimiento. Dentro de estos alimentos se encuentran las hamburguesas, perros calientes, pizzas, etc.

Alimentos con alto nivel de azúcar: Un consumo elevado de azúcar en nuestra dieta habitual puede incrementar el riesgo de padecer obesidad ya que el incremento calórico aumenta el exceso de grasa en el organismo, aumenta la producción de triglicéridos en la sangre provocando enfermedades cardiovasculares. Aumenta la presión arterial porque las dilata y aumenta su rigidez. Además puede provocar problemas de acné por la liberación de insulina.

Eliminarlos de tu dieta por completo puede resultar un poco difícil al principio, pero puedes empezar a sustituirlos por alimentos naturales que le aporten mayores beneficios a tu organismo, con el tiempo empezaras a sentirte mejor y notaras como tu salud mejora además de tu apariencia física. Recuerda comer cada tres horas porciones pequeñas y aumentar el consumo de agua.

¡Somos el reflejo de lo que comemos! Tu cuerpo te lo agradecerá.

 

Visita mis redes sociales

https://www.instagram.com/manue_arango/

https://web.facebook.com/manuela.arango.7370

 

 

PUBLICIDAD

Otras Opiniones

Comenta este artículo

©2018 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net