• MIÉRCOLES,  26 JUNIO DE 2019

Denuncia  |  24 mayo de 2019  |  12:00 AM |  Escrito por: Robinson Castañeda.

En el barrio Buenos Aires Alto piden reductores de velocidad para evitar más accidentes

0 Comentarios

En el barrio Buenos Aires Alto piden reductores de velocidad para evitar más accidentes

Cerca de 17 accidentes de tránsito, todos de motocicletas, se han registrado en el último año en la carrera 12 entre calles 11 y 12, barrio Buenos Aires Alto, en Armenia.

Esta es una cifra dada por los mismos habitantes del sector que actualmente reúnen firmas para presentar, con copia a la Defensoría del Pueblo y la Personería, el segundo derecho de petición dirigido a la Secretaría de Tránsito y Transporte de Armenia, Setta, con el propósito de instalar unos reductores de velocidad.

Los accidentes originados por imprudencia de los conductores de moto, ya han dejado varios heridos, algunos de gravedad como el caso de la señora Rubiela Marín de Cardona, quien al respecto manifestó:

“Casi me mata una moto en la entrada de mi casa. Duré 25 días en cuidados intensivos y muchos vecinos decían que me iba a morir porque el golpe fue muy duro. Yo estaba parada en el andén y como el de la moto venía tan rápido, me atropelló y no me volví acordar de nada”.

Y es que según otros testimonios, este tramo de la avenida Ancizar López se ha convertido en un peligro, no solo para los adultos sino también para los niños y jóvenes de la institución educativa Ciudad Armenia, que corren un riesgo constante, en el que afortunadamente no se ha reportado heridos.

“A cualquier hora ocurre un accidente. Muchas veces por la velocidad en tiempo de lluvia aumentan. En otras ocasiones suceden en horas pico. A lo mejor por el afán de las personas para ir a sus casas”.

Dice Carlos Caicedo, habitante del barrio y líder de la iniciativa del derecho de petición, que además agregó.

“Hace unos días un motociclista se accidentó a las 4 de la mañana en el mismo lugar,  quedando en estado crítico. Muy mal. Según eso no llevaba ni papeles e iba como siempre pasa, a alta velocidad".

Por su parte Juliana Andrea Gallego, residente del barrio Buenos Aires Alto desde hace 18 años, dice que el primer derecho de petición para que instalaran unos reductores de velocidad, fue enviado a Setta y “No tuvo respuesta favorable, pues nos dijeron que no se podían instalar reductores en una avenida y ya. Eso se quedó así. No solucionaron nada, pero seguimos viéndonos muy afectados”.

Los habitantes de este popular sector en Armenia, que son cerca de 350 personas, exigen una respuesta que les permita sentirse tranquilos y seguros. Esperan acciones rápidas por parte de las entidades encargadas, para evitar que se presente una tragedia que lamentar.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2019 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net