• LUNES,  06 ABRIL DE 2020

Columnistas  |  24 febrero de 2020  |  12:00 AM |  Escrito por: Juan David García Ramírez

EL DEBATE DE LAS VEGAS: ¿MEJOR BLOOMBERG QUE SANDERS?

0 Comentarios

Juan David García Ramírez

Las estrellas del Partido Demócrata brillaron en el debate celebrado en Las Vegas, Nevada, el miércoles 19 de Febrero, y emitido por la cadena NBC. Como en toda carrera por el poder, la que actualmente tiene lugar entre quienes buscan la nominación para enfrentar al presidente Donald Trump, ha sido dinámica e interesante desde el comienzo. Hace seis meses, el exvicepresidente del gobierno de Barack Obama, Joe Biden aparecía como favorito en encuestas de intención de voto y sondeos de opinión, tal vez por su experiencia en la Casa Blanca y un buen registro ante las cámaras. Ahora, el escenario luce distinto y la figura de Bernie Sanders ha pasado al primer lugar, después de imponerse en las primarias de New Hampshire (25.7%) y Iowa (26.2%), seguido muy de cerca por el joven Pete Buttigieg y la senadora Amy Klobuchar, mientras que Elizabeth Warren y Biden han comenzado a perder puntos, y también importancia.

Pero no es precisamente Sanders, con su apuesta por el Socialismo Democrático, el actor que está modificando el juego. El game changer, como se dice en el lenguaje político estadounidense, es ahora Michael Bloomberg, multimillonario y exalcalde de Nueva York. Habiendo entrado tardíamente a la campaña, y luego de invertir 400 millones de dólares de su propia fortuna, Bloomberg está convencido de ser la alternativa más viable de los demócratas a un segundo gobierno de Trump, y en el debate de Las Vegas se ha hecho notar especialmente, con los cinco oponentes enfocados en él mucho más que en el presidente, en cuestionar el actual gobierno o en defender sus respectivos programas.

Aunque las ideas socialistas y favorables a una mayor intervención del Estado en la economía y en la vida social, han ganado simpatizantes durante los últimos años en los Estados Unidos, principalmente entre la población universitaria, una parte importante de la sociedad se muestra más partidaria de una economía de mercado abierta y competitiva, que ha demostrado ser efectiva como motor generador de riqueza y garantía de libertad. Fueron las reformas de estos años recientes, las que impulsaron el repunte en la creación de empleos y el crecimiento del Producto Interno Bruto. Y sobre estos hechos fundamentales, tanto republicanos como demócratas centristas coinciden, y es por eso que, como recientemente lo mostró un sondeo de NBC y el Wall Street Journal, dos tercios de los votantes se han mostrado incómodos o preocupados con la posibilidad de que un candidato socialista pueda llegar alguna vez a la presidencia del país. Esto significa que, aún siendo popular Bernie Sanders, sus ideas no lo son tanto, y el debate de Las Vegas parece haberlo dejado claro: El mensaje “Free college and healthcare for all” (“Universidad y salud gratuitas para todos”), suena genial, pero los costos, la sostenibilidad y las consecuencias prácticas de una política en este sentido, son diferentes cuando se aplica en un país de casi 330 millones de habitantes, frente a lo que la misma puede implicar en Suecia, Dinamarca o Noruega, que para Sanders representan el modelo a seguir.

Estando ad portas del importantísimo Super Martes, el próximo 3 de Marzo (Super Tuesday, el día en que se celebran primarias y caucuses en quince estados), los estadounidenses deberán elegir si quieren seguir siendo una nación próspera, bien sea con Trump o Bloomberg, o escuchar los cantos de sirena del intervencionismo estatal del siglo XXI.

PUBLICIDAD

Otras Opiniones

Comenta este artículo

©2020 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net