• DOMINGO,  12 JULIO DE 2020

La Cosecha  |  22 marzo de 2020  |  12:00 AM |  Escrito por: Edición web

La cuarentena, un término milenario

0 Comentarios

Imagen noticia

Dice Wikepedia que la cuarentena, en medicina, es un término para describir el aislamiento de personas por consecuencia de una enfermedad, durante un período de tiempo no específico para evitar o limitar el riesgo de que se extienda la mencionada enfermedad, como por ejemplo el coronavirus.

Por su parte la Real Academia Española la define como: cuadragésimo (que sigue en orden al trigésimo noveno), peine del telar que tiene 4000 hilos, conjunto de 40 unidades, edad comprendida entre los 40 y los 49 años, tiempo de 40 días, meses o años, Cuaresma (tiempo litúrgico), aislamiento preventivo a que se somete durante un período de tiempo, por razones sanitarias, a personas o animales suspensión del ascenso a una noticia o hecho, por algún espacio de tiempo, para asegurarse de su certidumbre, cada una de las 40 partes iguales en que se divide un todo.

En cuanto al aislamiento de las personas por cuarenta días veamos que nos dice la historia, ya que este, cuarentena, es un término o concepto milenario.

Historia

Las formas de aislamiento más antiguas efectivas conocidas son las mencionadas en el Pentateuco (Biblia) hace más de 3400 años, de la que se siguieron los consejos, especialmente en el caso de la lepra. A partir de los siglos XIII y XIV toma auge. Su uso durante cuarenta días con la aparición de la peste negra en embarcaciones determinó su nombre, aunque no se basa en una razón científica. Las personas infectadas fueron separadas para evitar la propagación de la enfermedad entre los antiguos israelitas bajo la ley mosaica.

Venecia tomó el liderazgo en medidas sanitarias para controlar la propagación de plagas, habiendo nombrado a tres guardianes de la salud pública en los primeros años de la peste negra en 1348). La palabra «cuarentena» se origina de la frase italiana quaranta giorni, que significa ‘cuarenta días’.

Son los griegos Hipócrates y Galeno, reconocidos por sus sabios e innovadores consejos sobre asuntos médicos, quienes ofrecían una orientación similar, traducida en latín como 'Cito, Longe, Tarde', queriendo decir 'vete rápido, vete lejos y tarda en regresar'. Cuando la peste negra se extendió por gran parte de Asia, Europa y partes de África a mediados de 1300, ese consejo era lo mejor que la medicina podía ofrecer. Sin embargo, en ninguna parte de esos primeros registros de esta práctica aparece el término "cuarentena".

La Lepra

Pero es la lepra con la que se crea los primeros aislamientos Yavé le dijo a Moisés: "Manda a los hijos de Israel que echen del campamento a todos los leprosos, a los que están impuros por flujo seminal y a todos los están impuros por haber tocado algún muerto".

Debido a las llagas y las desfiguraciones que sufrían los afectados, y al hecho de que era incurable, durante siglos las civilizaciones creyeron erróneamente que la lepra se propagaba fácilmente, y permaneció incomprendida hasta 1873, cuando se descubrió la bacteria que la causaba, Mycobacterium leprae.

Bubónica

Según imagenGETTY IMAGES, la Muerte Negra llegó a Europa en 1347. Según cálculos, en cuestión de 4 años, mató a entre 40 y 50 millones de europeos y entre 75 y 200 millones de personas en el mundo. En la historia de esa epidemia, también es conocida como peste bubónica o muerte negra, que asoló a Europa.

Desde de mediados del siglo XIV, repetidas oleadas de peste se extendieron por toda Europa. Después de llegar al sur en 1347, avanzó rápidamente a Inglaterra, Alemania y Rusia en 1350. Durante este tiempo, se estima que un tercio de la población europea murió. El profundo impacto de la epidemia llevó a la institución de medidas extremas de control de infecciones. Por ejemplo, en 1374, el señor de Milán Bernabé Visconti declaró que todas las personas con peste debían ser sacadas de la ciudad a los campos, para que se recuperaran o murieran lejos.

Radicales

Una estrategia similar se utilizó en el concurrido puerto mediterráneo de Ragusa (Dubrovnik moderno, en Croacia), donde el médico jefe, Jacobo de Padua, aconsejó establecer un lugar fuera de los muros de la ciudad para el tratamiento de personas enfermas y extraños que llegaran a la ciudad buscando una cura. Desafortunadamente, estas medidas demostraron ser solo modestamente efectivas y llevaron al Gran Consejo de esa ciudad a tomar otras más radicales para prevenir la propagación de la epidemia.

Otras versiones

También se cree que el término está relacionado con la parte religiosa. En los libros sagrados judeo-cristianos las referencias al número 40 son múltiples: los años en que Moisés vivió como pastor en Madián, así como los años que vagó por el desierto con su pueblo y los días que permaneció en el Monte Sinaí antes de bajar con las tablas de los Diez Mandamientos; o los días que Jesucristo pasó de ayuno en el desierto; hasta la observancia de la Cuaresma comprende un período de 40 días de purificación espiritual.

Otra versión es que el número de días estuvo conectado con la teoría de los números de Pitágoras, en la que el número 4 tenía un significado particular. Quizás la imposición de 40 días de aislamiento se derivó de la antigua doctrina griega de "días críticos", que sostenía que la enfermedad contagiosa se desarrollaba durante los 40 días posteriores a la exposición.

Pero aunque posiblemente nunca sabremos cuál fue la razón de ese cambio, el concepto fundamental sobrevivió y es la base de la práctica moderna de la cuarentena, que mantiene ese nombre a pesar de que hoy en día el período de tiempo de aislamiento varía según la patología.

Actualidad

Para fines médicos actualmente existen las cuarentenas de periodos de ochenta y cuarenta días, dependiendo de la gravedad de la enfermedad y el país donde ocurra el evento.

En la época actual, el temor a la contaminación al regresar de la Luna (una contaminación interplanetaria) fue el principal motivo de los procedimientos de cuarentena adoptadas para el programa de la primera misión Apolo II. Los astronautas y las muestras lunares fueron puestos en cuarentena en el Laboratorio de Recepción Lunar. Igualmente para las muestras de una futura misión de retorno de Marte, existe el protocolo de cuarentena para cualquier muestra proveniente de Marte; el cual se llevaría a cabo en un laboratorio de bioseguridad de nivel 4, conocido como el Mars Sample Return Receiving Facility.

Haciendo eco a prácticas antiguas, ante el nuevo y aún poco conocido coronavirus, China adoptó medidas clásicas, aunque a una escala nunca antes vista: separar a los enfermos de los sanos, una costumbre de larga data que sugiere un periodo de 40 días, también puede tratarse de un compendio temporal de días o meses. La cuarentena puede ser de 14 días, como se habló lo requiere el paciente con sospecha de Coronavirus.

Otros usos

A nivel coloquial, la palabra cuarentena es un término muy utilizado entre las embarazadas. Y es que con él se viene a definir a los cuarenta días que toda mujer, después de haber dado a luz, debe tener para recuperarse física y mentalmente tras el enorme esfuerzo que ha realizado para traer al mundo a su bebé.

En la informática, la cuarentena se asocia a una acción que desarrollan los programas antivirus para impedir que los archivos de una computadora se contagien de aquel fichero que está infectado con un virus. De este modo, el archivo en cuestión es puesto en cuarentena y aislado de los demás.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2020 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net