• SÁBADO,  30 MAYO DE 2020

Columnistas  |  01 abril de 2020  |  12:00 AM |  Escrito por: FABIO OLMEDO PALACIO

CAMBIO DE CHIP

0 Comentarios

FABIO OLMEDO PALACIO

Cuando leo y oigo titulares de prensa sobre el momento coyuntural que la humanidad y nuestro país atraviesa, cuando entrevistan algunos dirigentes y personas que despistada o irresponsablemente, deambulan todavía por calles y plazas del planeta, haciendo caso omiso a las advertencias sobre este virus mortal, me pregunto si esta dura e importante lección se está aprendiendo. Pero en el mismo sentido, cuando escucho los testimonios de los contagiados con el covid-19, dirigentes de la salud, políticos de las diversas corrientes , religiosos de distintos credos, empresarios y líderes sociales de todo el mundo, me llena de esperanza y fe en un futuro mejor, donde los valores, la forma de relacionarnos con nosotros mismos, con nuestro entorno, con el medio ambiente, con la tecnología, con procesos democráticos trasparentes, estén inspirados en principios universales de oportunidades para todos, mejor calidad de vida para nuestra gente y un desarrollo sostenible con el planeta.

Tengo la absoluta seguridad que esto cambió y para bien, que si entendemos y asimilamos este nuevo orden mundial, seremos uno de los llamados a liderar el nuevo proceso y ruego al Dios de Colombia que el país y por supuesto mi región, estén dentro de los que se sentaran en la mesa de los escogidos.

Colombia durante su vida republicana ha sufrido mucho, pero también a acumulado demasiada experiencia para aportarle a este renacer, tenemos que pasar de vivir lamentándonos y de mantener la mano extendida como mendigos, para hacer propositivos y dar un paso al frente con propuestas agresivas, innovadoras, sin complejos de país en vía de desarrollo y mostrarle al mundo que estamos dispuestos a estremecer las bases para que en un futuro no muy lejano nos convirtamos en ejemplo continental. Seria impensable por ejemplo, que nuestro gobierno se sentara con todos los sectores al margen de la ley, sobre propuestas serias y razonables, para tratar de llegar a acuerdos. ¿Por que no?, por que no construir una reforma a la justicia que le permita al ciudadano tener acceso y confianza en sus resultados, este es el momento de sentar todos los sectores políticos, sociales, económicos, los distintos poderes del estado, para construir entre todos el nuevo rumbo que exigen estos tiempos, creo que ese mandato ciudadano debe ser refrendado por una constituyente u otro mecanismo de participación ciudadana, que nos involucre y nos de la posibilidad de caminar juntos en busca de un buen porvenir para las próximas generaciones.

La coyuntura esta dada y debe ser ya, es inaplazable, confió en el país que nací y del que me siento orgulloso, Colombia tiene una alta capacidad de resiliencia, pongámosla a prueba, estoy seguro que somos capaces, este terremoto pandémico nos tiene que hacer reaccionar, seamos innovadores, rompamos esquemas, y atrevámonos a ir mas allá de los criterios ideológicos, que eso lo resolvemos en otros escenarios, se que no vamos a ser inferiores a este llamado de la historia, dejemos cerrado y sellado en el pasado, las contradicciones que nos han impedido tener el futuro que nos merecemos todos, sin distingo sociales, credos religiosos o de otro tipo. Es hora de cambiar el chip.

PUBLICIDAD

Comenta este artículo

©2020 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net