• SÁBADO,  18 MAYO DE 2024

Medio Ambiente  |  13 marzo de 2024  |  12:00 AM |  Escrito por: Administrador web

Nuevo premio internacional para el fundador del Jardín Botánico del Quindío

0 Comentarios

Imagen noticia

El Fondo Whitley para la Naturaleza acaba de anunciar que le ha otorgado un nuevo reconocimiento al conservacionista Alberto Gómez Mejía, por su trabajo durante medio siglo en la protección de la naturaleza a través del Jardín Botánico del Quindío, de la Red Nacional de Jardines Botánicos. También por su ejercicio de la docencia del derecho ambiental, del periodismo ecológico y de la publicación de obras sobre estos temas.

El Fondo Whitley para la Naturaleza es una organización de beneficencia del Reino Unido, que desde su fundación hace tres décadas ha aportado 21 millones de libras esterlinas (más de $100 mil millones de pesos) a 200 líderes de la conservación del mundo entero que han trabajado la vida silvestre, los paisajes y los pueblos.

En el año 2005 esta organización le otorgó al conservacionista Alberto Gómez Mejía un primer premio que él destinó al salvamento de plantas nativas de Colombia en peligro de extinción, y que le fue entregado personalmente por la Princesa Ana de Inglaterra.

En esta oportunidad, el premio que le será concedido en ceremonia especial en Londres el próximo 1º de junio en la Sociedad Geográfica, se invertirá a través del Jardín Botánico en un trabajo de salvamento de dos palmas nativas alimenticias que se encuentran en peligro de extinción en el Quindío: la especie Attalea amygdalina, conocida como palma táparo, y la especie Bactris gasipaes, variedad chichagui, denominada chinamato.

De los ganadores de estos reconocimientos, que se llaman coloquialmente los 'Óscares Verdes', solo a un poco más de la mitad le han otorgado "financiación continua", que es un premio adicional como apoyo a la gestión cumplida, para que se siga adelantando la tarea. La distinción se otorga al líder conservacionista, pero los recursos se giran para financiar proyectos ambientales que cada uno presenta. En este caso del presidente del Jardín, abogado y ecologísta Gómez Mejía decidió que se destinaran a trabajar sobre dos palmas nativas alimenticias mencionadas que se encuentran en peligro de extinción. Ya los botánicos escogidos han iniciado las tareas preliminares del proyecto, que se ejecutará en dos años.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2024 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net