• MARTES,  26 OCTUBRE DE 2021

Medio Ambiente  |  24 marzo de 2021  |  12:00 AM |  Escrito por: Edición web

Tatamá, un paraíso natural cuidado por mujeres

0 Comentarios

Imagen noticia

Tatamá es un parque nacional natural, una reserva ambiental en la cordillera occidental, con 52.000 hectáreas de extensión, que ocupa zonas de los departamentos de Risaralda, Chocó y Valle del Cauca. Hay que llegar al municipio de Pueblo Rico, Risaralda, y tomar la vía a Tadó, en el Chocó, para encontrar el acceso al parque y ya dentro de él, buscar el refugio denominado Montezuma, donde siete mujeres: la madre, cinco hijas y la abuela, cuidan la reserva, los animales, orientan al público y atienden a los visitantes.

Aquí en este lugar vive Diana Yessenia Tapazco Largo, una joven de 24 años de edad, bióloga de profesión y guía en el parque. Es una de las 5 hijas de Michel, una mujer que siendo muy joven decidió emigrar de los Llanos Orientales con sus pequeñas hijas al Eje Cafetero, y establecer una pequeña parcela en el bosque, que hoy es reserva nacional natural. Desde allí, con esfuerzo, educó a su familia, con la que ahora trabaja en servicios ambientales y de guianza.

Diana Yessenia es guía especializada en aves. Sabe con exactitud en qué parte del bosque está cada pájaro, los llama con silbidos especiales, los avista con tal precisión entre el follaje, que los observadores que la acompañan solo tienen que admirarla. Decenas de colibríes rodean su casa, así como aves endémicas y propias del hábitat de la cordillera Occidental, como las migratorias que circundan el territorio. Esta joven es una de las guardianas de Tatamá, para ella el bosque, los árboles, las aves, los mamíferos y reptiles del lugar, representan su vida misma.

“Las personas que visitan el parque van a encontrar todo lo que es el ecosistema del Chocó biográfico, la flora y fauna del ecosistema del Chocó junto con el ecosistema de Andes Occidentales. Un paisaje muy bonito de bosque y selva alrededor y también muchas especies de aves, orquídeas, mariposas, mamíferos, anfibios y reptiles, pero nuestra especialización está enfocada en aves. Aquí se encuentra una gran biodiversidad”, explica Yessenia, con la seguridad de la bióloga que conoce y ama el entorno donde vive.

Vale la pena ir a Tatamá, un paraíso natural de Colombia cuidado por mujeres.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2021 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net