• SÁBADO,  18 MAYO DE 2024

Ciencia Y Tecnología  |  06 abril de 2024  |  12:00 AM |  Escrito por: Administrador web

Hongos que habitan el campus jardín botánico Cedro Rosado de la UQ

0 Comentarios

Imagen noticia

Los hongos son uno de los más grandes acervos de biodiversidad cuya actividad ecológica resulta fundamental para los ecosistemas. Por ello, los investigadores: Ricardo Soto Agudelo, curador de la colección de hongos del Herbario de la Universidad del Quindío y docente del programa de biología, y María Alejandra Arbeláez Jaramillo, bióloga, realizaron recientemente un estudio de la diversidad y distribución de hongos agaricales asociados a la vegetación del Jardín botánico cedro rosado de la Universidad del Quindío.

El Jardín Botánico Cedro Rosado está conformado por un bosque secundario ubicado en el campus principal de la Universidad del Quindío. En términos generales, este comprende un parche de bosque secundario y guaduales. Además, es atravesado por la quebrada La Aldana (incluye la estación biológica Sendero Cedro Rosado). El área restante del Jardín Botánico está conformada por pastizales, zonas arboladas, prados y edificaciones.

¿Cuáles son las especies principales de hongos presentes en el área de estudio? ¿Cuál es el hábito y hábitat de las especies estudiadas en el Jardín botánico?, fueron las preguntas que impulsaron el trabajo. El norte fue claro: identificar y determinar la diversidad de los hongos asociados al suelo en el Jardín Botánico Cedro Rosado, mediante la recolección y monitoreo de especímenes para caracterizar y analizar la micobiota, con el fin de conocer la diversidad taxonómica de hongos.

 El trabajo se realizó durante dos años, en cuatro periodos distintos: se recolectaron esporomas mediante el método libre durante los meses de octubre y diciembre, uno por mes en cada uno de los relictos. Los ejemplares se describieron macromorfológicamente en fresco, se registraron, herborizaron y etiquetaron en el Herbario de la Universidad del Quindío

El docente investigador Soto Agudelo explicó: “Trabajamos solo un orden: hongos que tenían la parte reproductiva en láminas. Hicimos recolección, microcopía, identificamos puntos de muestreo (distribución geográfica de los hongos: guaduales, bosques, quebrada) y diseñamos un mapa”, resaltó el docente investigador.

Para el trabajo también se sumaron varios especialistas quienes confirmaron y corroboraron las especies encontradas. Como resultados, los investigadores identificaron 131 especímenes, correspondientes a 62 especies, 49 géneros, 28 familias, 14 órdenes y 9 clases de los Phyla Ascomycota, Basidiomycota y Myxomycota. El phylum Ascomycota es el mejor representado con 33 especies, distribuidas en 6 clases, nueve órdenes, 13 familias, 25 géneros, mientras que, Basidiomycota encontraron 26 especies distribuidas en dos clases, tres órdenes, 12 familias y 21 géneros.

Asimismo, el trabajo permitió establecer los usos de los hongos. “Identificamos y registramos la función ecológica de los hongos, el tipo de planta asociado a los hongos o al suelo. También revisamos las clases, el orden, familias y géneros. También se estableció una simbología con los usos de los hongos y sus beneficios para el ser humano. Es decir, establecimos si son comestibles, medicinales, venenosos o tóxicos”.

Con base en dicha información, construyeron un inventario de las especies de hongos encontradas en los relictos de bosque. La base de datos incluyó: Phylum, Clase, orden, familia, género, especie, autoridades de la especie, localidad, fecha de recolecta, colector, número de colecta, sustrato y hábito.

Como conclusiones, los investigadores resaltaron la importancia ecológica de los hongos en el área de estudio, “ya que tanto en los bosques como en otros ecosistemas estos organismos cumplen funciones sustanciales al proveer a los árboles de nutrimentos y agua (cuando son micorrícicos) y al descomponer la materia orgánica hacen disponibles los nutrimentos inmovilizados en ella cuando son saprobios”.

Este es un trabajo de suma relevancia para reconocer la biodiversidad de nuestro campus universitario y la riqueza natural del Quindío. Asimismo, se destaca que amplía la comprensión de la actividad biológica de los hongos y la multiplicidad de actividades ecológicas que resultan fundamentales para los ecosistemas.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2024 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net