• DOMINGO,  22 MAYO DE 2022

Columnistas  |  14 mayo de 2022  |  12:00 AM |  Escrito por: Jimena Marín

Armenia está creciendo y nadie la para

0 Comentarios

Imagen noticia

Jimena Marín

Por Jimena Marín Téllez

Aún recuerdo la ciudad pequeña en la que crecí. No se conseguía nada importado ni nada que no fuera de consumo local o nacional. Por ejemplo, en mis tiempos de colegio, la única papelería donde conseguía mis insumos para pintura era la Casa del Papel, en el centro. Allí no había insumos novedosos ni colores exóticos. Por eso, cuando iba a ciudades como Bogotá o Cali, compraba todo lo de un año.

Igual para los cuadernos y libros. Acá en Armenia solo conseguíamos los cuadernos más básicos y yo, muy pretenciosa, siempre quería los más bonitos de pasta dura.

No había supermercados de grandes cadenas ni ferreterías con todo lo que uno se pudiera imaginar (Home Center, por ejemplo).

Pocas películas llegaban al Yanuba y ni hablar de los productos de pastelería. Uno de mis grandes sueños cuando niña era tener una torta de esas de pastillaje donde todo está perfectamente puesto en su lugar, pero solo lograba conseguir ponqués hechos sin mucha experiencia.

Aunque seguramente muchos de los avances de nuestra ciudad se deben a la globalización, impulsada por el presidente César Gaviria en los 90s, la realidad va mucho más allá.

Armenia está creciendo a pasos agigantados, al punto que incluso las vías se están quedando cortas para tantas personas. Hoy vemos construcciones nuevas todos los días, sin saber muy bien de dónde sale tanta gente y tanta plata para todo.

En mi opinión, este progreso viene dado por tres razones. Primero, el Quindío es verdaderamente un departamento muy hermoso, lleno de gente amable y paisajes inigualables. ¿Quién no querría vivir en este paraíso?

Segundo, una consecuencia lógica de países cuya economía está en crecimiento constante, como el nuestro, es que las ciudades intermedias también crezcan, pues hay más dinero para repartir entre ciudades distintas a la capital. Esto, aunado a la denominación de Armenia como una ZESE (Zona Económica y Social Especial), que generó que las empresas constituidas para turismo y/o salud tengan un tratamiento tributario beneficioso, ha permitido que crezcamos como nunca.

Solo para ponerles un ejemplo, ahora en junio se abrirá la primera clínica de cuarto nivel en el Quindío. Hasta la fecha, a las personas con enfermedades complejas por lo general les tocaba desplazarse a otras ciudades para recibir atención médica prioritaria. Esto solo se logró porque un grupo inversionista vio potencialidad en Armenia para invertir en la creación de esta institución. Es decir, gracias a que nuestro departamento está creciendo, por cuenta de los migrantes bogotanos y gracias a nuestra geolocalización estratégica, estamos recibiendo inversionistas que antes nunca hubiéramos recibido.

Y claro, como no, si somos el departamento más cercano de Tolima y Risaralda y del Norte del Valle. Incluso estamos a pocas horas de Manizales, todo por carreteras perfecta y cómodamente transitables. Es decir, tenemos todo para recoger el mercado de esos departamentos, por cuanto les ganamos en belleza del territorio y somos equiparables en amabilidad.

Esto se ha visto en el aumento reciente de vuelos. Antes solo había vuelos desde y hacia Bogotá, Medellín y Fort Lauderdale, pero en el último año las rutas hacia nuestro pedacito de cielo se han incrementado, incluyendo a San Andrés, Cartagena, Panamá y próximamente Santa Marta.

Nada más indiciario de progreso que ver vuelos llenos o semi llenos hacia lugares distintos de las dos ciudades principales.

En definitiva, estamos creciendo. Solo queda esperar que esto sí sea una bendición para nuestra ciudad, ya que la construcción desmedida y el aumento poblacional sin adecuada planeación puede generar problemas inmensos. Por eso, está en manos de nuestros gobernantes ser más prudentes que nunca en el otorgamiento de licencias y más atrevidos que nunca en la estructuración de nuevas vías y proyectos de infraestructura sanitaria.

 

 

PUBLICIDAD

Comenta este artículo

©2022 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net